Ucrania: Para los jóvenes, todo. Para la guerra, nada.

Compartir

La Familia Salesiana de todo el mundo se moviliza en apoyo de la población afectada.

¿Cómo colaborar desde Argentina?

Podés hacer tu aporte para las obras salesianas de Ucrania de una manera segura y rápida a través de la plataforma Por los Jóvenes:

Con MercadoPago:

Con transferencia bancaria:

  • Banco Francés CTA. CTE. 165 6068-0; CBU 0170165020000000606806
  • Banco Galicia CTA. CTE. 16309-5 007-0; CBU 0070007820000016309504
  • Banco Santander Río CTA. CTE. 055-016553-4; CBU 0720055720000001655340
  • Banco Santander Río CTA. CTE. U$S 055-016717-2; CBU 0720055721000001671723

Una vez efectuada la transferencia notificar a info@porlosjovenes.org o por WhatsApp al +54 9 11 2492 8963.


“Es tiempo de actuar, no de hablar”

Mirá la entrevista completa con el salesiano argentino Daniel Antúnez, quién recorrió Ucrania hace semanas como parte de la respuesta salesiana a esta emergencia.

(25/03/2022) El padre Daniel quedó sumamente impactado con la realidad de las personas desplazadas por la guerra, en su mayoría mujeres y niños, que buscan por todas formas escapar de Ucrania: “Es irse sin saber a dónde, dejar todo lo que tenían armado como familia, e irse a la nada. No tenés seguridades. Por suerte es gente muy creyente, y eso los ayuda mucho”.

Esas situaciones, afortunadamente, han despertado la solidaridad de infinidad de personas, y desde la Procura Misionera de Turín también son testigos de eso. Pero a la vez, la guerra hace despertar las peores situaciones: “Peligra muchísimo la vida de los chicos, como ese que tenía en el puño el teléfono que le había puesto su mamá. Por suerte lo recibió una familia que lo primero que hizo fue llamar a ese teléfono. Pero hay gente que está del otro lado de la frontera esperando… hay chicos que cruzan solos que los puede agarrar cualquiera. Es una cosa atroz de la guerra. Va a haber chicos que se van a perder”, advierte Daniel.

Uno de los frutos de la recorrida del padre Daniel por Ucrania fue el establecimiento, junto con la inspectoría de Eslovaquia, de un corredor de donaciones, que ya ha ingresado cinco toneladas de alimentos, y también de un corredor humanitario para familias: “¿Qué hacemos nosotros? Abrimos las puertas de Valdocco. Recibimos a cuarenta personas hace ya cuatro días. La gran mayoría son mamás con chicos. El más chiquito tiene ocho meses en la panza. La mamá dentro de un mes va a tener a su hijito, que nacerá acá en Valdocco. Es un signo de Dios…”, relata Daniel. Y agrega: “Viven cansados, duermen mucho. Sus esposos están allá, algunos hijos grandes también. La gente te mira o está comiendo… y está con la mirada perdida. Estamos preparando otro micro con cuarenta mamás con chicos que pronto arribarán a Valdocco”.

Por otro lado, durante la entrevista el padre Daniel insistió en que la obra de Don Bosco está muy preocupada por cómo acompañar el futuro de los chicos y jóvenes de Ucrania, como actualmente se realiza con Siria, donde el conflicto lleva ya siete años. “Todos los que son papás, los que son mamás, pueden sentir lo que es la vida de un hijo. ¿Qué va a pasar con la vida de mi hijo? ¿Qué le va a pasar a mi hijo? Es ponerse en las manos de Dios… y Dios dirá. Yo espero no perder la sensibilidad de mi corazón. Se lo pido a Dios todos los días”, sintetiza Daniel.


“Cuando todos están huyendo, nosotros entramos”

El salesiano argentino Daniel Antúnez estuvo en Ucrania y comparte su testimonio. Qué se está haciendo y cómo colaborar.

Control migratorio en la frontera entre Polonia y Ucrania

(21/03/2022) Hasta el año pasado, el padre Daniel Antúnez prestaba servicio como ecónomo de la inspectoría salesiana de Argentina Sur. En 2021, el Rector Mayor le solicitó que se desempeñe como responsable de la Procura Misionera Salesiana de Turín (Italia), “Missioni Don Bosco”, uno de los organismos salesianos más importantes en lo que hace a la recaudación y envío de fondos para proyectos solidarios.

Como parte de ese servicio, hace diez días recorrió algunas de las obras salesianas de Ucrania, donde la obra de Don Bosco está presente hace muchos años llevando adelante una importante tarea social, educativa y pastoral. Concretamente, la Procura Misionera de Turín colabora con una serie de proyectos en la ciudad de Leópolis, en el oeste de Ucrania, con la apertura de centros de ayuda y acompañamiento para jóvenes en situación de vulnerabilidad.

Este miércoles 23/03 a las 19:00 (ARG) estaremos entrevistando al P. Daniel Antúnez por el canal de YouTube del Boletín Salesiano.

Desde ese trabajo de años surge la necesidad de viajar y ver cómo se puede ayudar: “La paz no siempre es un valor. Lo podemos reconocer cuando nos toca de cerca ver, sentir, palpar con nuestras manos, nuestros ojos, la violencia, la inseguridad, en este caso la guerra”.

El viernes 4 de marzo, el viaje por tierra los llevó de Turín (Italia) a Bratislava (Eslovaquia), donde ya se encontraron con grupos de jóvenes refugiados viviendo en las obras salesianas. La misma situación se repitió en su paso por Polonia, donde las obras salesianas abrieron sus puertas de par en par para recibir refugiados, con una solidaridad increíble.

Ingresar a Ucrania fue sencillo, ya que sólo entran camiones con ayuda humanitaria: todo el mundo quiere salir. Al llegar a Leópolis, se encontraron con unos doscientos refugiados que encontraron refugio en su camino a otros países limítrofes. El objetivo es irse de Ucrania.

El padre Daniel nos comparte algunas reflexiones del viaje:

“A nivel personal uno tiene que contenerse mucho, porque las imágenes y ver la realidad personalmente te destruye. A nosotros, que no vivimos una cosa así, nos moviliza muy fuerte. La guerra expande un olor particular, las miradas se pierden en el horizonte, los rostros no son serenos, la sonrisa no se siente, la angustia se instala en el pecho y no logra salir, el dolor se adueña de las personas y solo hay una opción: huir, salvar la vida, sobre todo la de los más débiles, los niños”. 

“La opción de la comunidad salesiana, de quedarse con la gente, es un testimonio de entrega y de generosidad que debemos capitalizar para nuestras vidas. No es momento para hablar, es momento para actuar. Es un testimonio de entrega por los predilectos del Evangelio. Creo que cuando me fui de Argentina dije: ‘Bueno, Dios qué querrá de mí’. Dios quiere estas cosas para uno también. Yo me siento bien y me siento en el lugar que tengo que estar”.

La obra salesiana de Valdocco, como otras tantas casas salesianas del mundo, y donde vive el padre Daniel, ya abrió sus puertas para recibir al primer grupo de refugiados: “La comunidad inspectorial se hará cargo para atenderlos, darles un techo, una cama donde descansar, un poco de comida, para luego continuar viaje a nuestra casa. Sentimos que es un regalo, una señal de Dios para cada uno de nosotros, para nuestra congregación”.

Para los salesianos, la ayuda inmediata es muy importante, pero también lo serán las tareas de reconstrucción para colaborar en sacar adelante a una sociedad golpeada por la crueldad de la guerra cuando todo esto termine.

BOLETÍN SALESIANO – 21/03/2022


La Familia Salesiana de todo el mundo se moviliza en apoyo de la población afectada.

Todas las comunidades salesianas del país se encuentran brindando refugio seguro a la población y traslados a zonas fuera del conflicto para niños y niñas huérfanos.

(11/03/2022) La guerra en Ucrania lleva ya quince días y dista de finalizar. Las comunidades salesianas del país se encuentran brindando refugio seguro a la población y colaboran en trasladar a niños y niñas huérfanos a zonas fuera del conflicto.

A la fecha, todos los salesianos que trabajan en Ucrania se encuentran bien y su única preocupación es atender y poner a salvo a las mujeres y a los menores. “Estamos tratando de crear espacios seguros para aquellos que se han refugiado en nuestras estructuras salesianas y habilitando refugios para los bombardeos”, asegura el padre Mykhaylo, misionero salesiano. 

También el padre Oleh, salesiano ucraniano, organizó desde el primer día viajes para poner a salvo fuera de Ucrania a menores huérfanos a cargo de los salesianos. “Llevo una semana en la que apenas duermo, haciendo viajes para poner a salvo a menores y transportando medicinas en el este del país”, comenta.

El padre Maksym, director de la casa salesiana María Auxiliadora, a las puertas de Kiev, destaca el dolor de una población agotada por los bombardeos: “He visto largas filas de personas tratando de obtener combustible de cualquier tipo, porque no se sabe qué pasará en las próximas horas, pero todo empieza a escasear y hay zonas en el país sin electricidad ni calefacción”.

Recibiendo a millones de refugiados

Casi dos millones de personas han abandonado Ucrania en sólo dos semanas de conflicto y la cifra aumenta cada día. Polonia, Hungría, Moldavia y Eslovaquia acogen a los ciudadanos ucranianos que consiguen llegar a la frontera en muchas ocasiones con lo puesto. Los salesianos están trabajando con las autoridades para acoger a las personas que llegan y, tanto en Polonia, como en Eslovaquia y Moldavia las instalaciones salesianas ya reciben a grupos de personas refugiadas.

Desde el 24 de febrero hasta el 9 de marzo, Polonia recibió a 1,37 millones de personas desplazadas por la guerra. El 90% son mujeres con hijos. Los voluntarios de la Familia Salesiana participan para ayudar a quienes tienen que esperar en los pasos fronterizos. Distribuyen comidas calientes, sandwiches, bebidas, mantas, bolsas de dormir. Transportan personas a través de la frontera o las llevan a su destino.

Muchos refugiados pernoctan en las casas salesianas, de una a tres noches, para refrescarse, descansar y comer. Otros, que no tienen a dónde ir, se quedan más tiempo. Algunos requieren atención psicológica, médica, legal. Los salesianos tratan de mediar en la búsqueda de casas o familias donde puedan permanecer más tiempo. Luego organizan programas especiales en los oratorios y los niños son admitidos en las escuelas polacas.

El dolor de la muerte y la esperanza de la solidaridad

En su carta a la Familia Salesiana del 1 de marzo, el Rector Mayor, Don Ángel Fernández Artime, expresó el rechazo a cualquier forma de violencia: “Sé que todos nosotros sentimos dolor en el corazón ante lo que el pueblo ucraniano está sufriendo. También nosotros, como Familia Salesiana de Don Bosco, gritamos ‘¡No a la guerra!’, imploramos el cese de esta y pedimos (oramos) que llegue la paz. Nunca se puede justificar, de modo alguno, la pérdida de una vida humana, que es lo más sagrado de la Creación de nuestro Dios”.

Por otra parte, Don Ángel celebró la creciente corriente de solidaridad que llega de todas partes del mundo hacia las obras salesianas de Ucrania y las poblaciones afectadas. En ese sentido, ha derivado en el salesiano George Menamparampil la coordinación de la respuesta a esta emergencia. El P. George llegó el miércoles 9 de marzo a Varsovia (Polonia) junto al Ecónomo General de la Congregación, el Hno. Jean Paul Muller. 

Los dos ya han tenido encuentros muy útiles y están planeando realizar una consulta más amplia para afinar la coordinación de las diversas iniciativas de solidaridad activadas en el mundo salesiano a favor de la población ucraniana. “Toda la casa de la Procura de Varsovia es ahora un centro de clasificación. Los salesianos y los voluntarios están ocupados en el trabajo todo el día”, comunicó el padre Menamparampil.

Con la mirada puesta en un futuro donde el conflicto termine, seguiremos viendo cómo ayudar a muchachos y muchachas que se han quedado sin un padre o una madre, o sin poder estudiar, o sin una buena perspectiva de futuro inmediato, y ahí nuestras presencias, tanto de Salesianos como Hijas de María Auxiliadora, serán sin duda de gran ayuda”, afirma el Rector Mayor.

Accedé a información actualizada sobre la situación de las obras salesianas de Ucrania a través de ANS, la Agencia de Noticias Salesiana.

Fuentes:

https://misionessalesianas.org/noticias/emergencia-ucrania-guerra-salesianos-misiones-salesianas-0303/
https://www.infoans.org/es/secciones/noticias/item/14840-rmg-carta-del-rector-mayor-sobre-la-situacion-en-ucrania
https://www.infoans.org/es/?option=com_k2&view=item&id=14876
https://www.infoans.org/index.php?option=com_k2&view=item&id=14877:polonia-los-salesianos-de-polonia-ayudan-a-ucrania&Itemid=1680&lang=es

BOLETÍN SALESIANO DE ARGENTINA – MARZO 2022

Noticias Relacionadas

Dejar de patear para afuera

El poder de la música . La canción de Lisandro Aristimuño y Wos que denuncia los problemas sociales.

A la vista de todos

Educación sexual. La comunicación con los jóvenes como base fundamental.

Agrandar el corazón

Entrevista a Marta Riccioli, fma, y Gabriel Romero, sdb. Ambos son argentinos, y ambos tienen responsabilidades en la animación mundial de la Familia Salesiana. ¿Cómo hacen?

“Yo te lo mando, pero no lo compartas…”

Un tipo de violencia silenciosa Cómo acompañar y prevenir la difusión de imágenes íntimas sin consentimiento.