Gran regalo

Compartir

Un Gran Regalo by Nano Stern on Grooveshark

[one_fourth]

[/one_fourth]
[three_fourth last=last]
AUTOR
Nano Stern
DISCO
Voy y vuelvo (2007)
[/three_fourth]

 

 
Gran regalo

Muchas veces estoy triste, ya no encuentro la razón,
para seguir adelante cuando todo tira atrás.
Muchas veces estoy solo con esta triste canción,
siento que se va la vida como cuando falta el sol.

Y miro hacia el cielo, no veo la luz;
y toco la tierra, no siento el calor;
y viene un amigo y me hace recordar,
que la vida es un gran regalo.

Muchas veces estoy triste, ya no encuentro la razón,
para seguir adelante cuando todo tira atrás.
Muchas veces estoy solo con esta triste canción,
siento que se va la vida como cuando falta el sol.

Y miro hacia el cielo, no veo la luz;
y toco la tierra, no siento el calor;
y viene la vida y me hace recordar,
que un amigo es un gran regalo.

Todos pasamos alguna vez por esos momentos “bajón” donde nos sentimos tristes, donde todo tira para atrás y para sumarle más dolor, nos ponemos a escuchar canciones más depresivas aún. Quizá este tema de Nano Stern te pareció “bajonero” en un primer momento, pero hacia la mitad del tema, con su voz a flor de piel, el autor nos pone frente al regalo de la vida: los amigos. Quizá sea sólo un amigo. Un amigo le hace recordar. Recordar quiere decir “volver a pasar por el corazón”; traer a la realidad algún hermoso sentimiento que estuvo ahí, que lo olvidamos guardado en un rincón de nosotros, pero que algún ser querido ahora nos lo pone enfrente.

Y si “toco la tierra y no siento el calor” no será porque esté fría, o porque el calor nunca haya pasado por ahí. Tal vez sea que estamos en uno de esos días en que no miramos más allá, nos quedamos con lo más básico, nos preocupamos, no vemos la luz del día. Nuevamente viene un amigo y nos evoca el milagro de la vida. Nos hace acordar que es un regalo estar vivos, hacernos compañía, disfrutar una tarde en el parque, reírnos juntos, pasarnos un mate, escuchar un consejo cuando lo necesito. Nos regalamos el compartir la vida.

¿Podría ser yo también el que entrega ese gran regalo? Yo puedo ser ese amigo. En este tiempo previo a la Navidad, me trae a cuento que la vida vale mucho más que lo que hacemos cada día. No es algo que podemos “hacer”, sino que tiene que ver con “ser” nosotros mismos con el otro. No es que sea un regalo como la cantidad de cosas materiales que se ven bajo un arbolito navideño… es un gran regalo que tendré siempre. Cada momento de mi vida es un obsequio, ¡vamos a alegrarle el día a algún amigo!
[bd_table]

Para reflexionar:
Recuerdo… vuelvo a pasar por mi corazón los momentos significativos de mi vida con los amigos en este 2014. Anoto alguno de ellos.
Voy en busca de un amigo a darle ese gran regalo: le hago acordar lo bien que la pasamos aquel día. ¡Juntos pueden dar gracias por la vida de cada uno y compartirlo con otros!

[/bd_table]

Por Mariana Montaña

Noticias Relacionadas

¡Mi Esperanza de manos abiertas!

Playlist. Música. Esperanza, de Silvina Moreno. Un ejercicio que transforma, un profundo acto de fe.

Con todas las letras

Díselo a la vida, de Rafa Romera. ¿Qué cosas importantes tenemos para gritarle a la vida?

“Ese” gran tesoro

Eso que tu me das. Jarabe de Palo. ¿A quién le querés agradecer? ¿A quién le dirías “ahora sé que no estoy solo, ahora te tengo a ti amigo mío, mi tesoro”?

Volver a encontrarnos

Aquellos momentos en donde la vida, la rutina y lo cotidiano se encuentra desorganizado....