Más de 450.000 personas han sido atendidas este año por misioneros salesianos

Compartir

«En medio de la calamidad, los misioneros salesianos reafirmamos nuestro compromiso con las personas más pobres y necesitadas», explica el misionero Ubaldino Andrade, que trabaja en Sierra Leona y ha estado enfrentándose al ébola y sus terribles consecuencias en este país africano.

Ante una catástrofe natural o un conflicto, Misiones Salesianas, junto a los misioneros, dan un paso al frente y trabajan para asistir a las personas que más sufren. Por ello, vale la pena destacar su trabajo en el marco de la celebración del Día de la Asistencia Humanitaria que se festejó el 19 de agosto.

Una jornada propicia para recordar la importante labor que miles de personas realizan en los cinco continentes poniendo en riesgo su propia vida para asistir a personas que lo han perdido todo y protegerlas en la medida de sus posibilidades.

El estallido del brote de ébola, el terremoto de Nepal o las inundaciones en Myanmar son tres ejemplos, en este último año, donde los misioneros salesianos han trabajado, y siguen haciéndolo, a pesar de los riesgos para su salud y su integridad. Tan sólo en Nepal más de 100.000 personas han recibido asistencia por los misioneros salesianos. «Si no hubiera sido por ellos, miles de personas se habrían quedado sin ningún tipo de ayuda», explica Ana Muñoz, portavoz de la organización.

La violencia y las bombas tampoco alejan a los misioneros salesianos de su trabajo en pos de los que más lo necesitan. Yemen, Siria, Sudán del Sur o República Centroafricana son conflictos en los que Misiones Salesianas está presente y donde los misioneros tratan de ayudar cada día.

«Vivimos un conflicto dictado por los intereses de unos pocos, no por la libertad o la democracia. Un conflicto que se ha convertido en un gran juego en el que la población civil, los niños, niñas y jóvenes pagan las consecuencias. Nosotros, misioneros salesianos, hemos decidido permanecer con ellos a pesar de la violencia y las dificultades». Son las palabras de Munir El Rai, responsable de los Salesianos en Oriente Medio.

Refugio, comida, asistencia psicológica, apoyo espiritual, educación, protección… son acciones que llevan a cabo los misioneros. En lo que va de año, ya han recibido asistencia más de 450.000 personas en todo el mundo.

 

Fuente: www.periodismodigital.com

Noticias Relacionadas

“Preso, loco, muerto… o vivo”

Don Bosco en Zárate. En la obra salesiana, el Hogar de Cristo recibe a las personas que quieren recuperarse de las adicciones. Y reparan el dolor de su vida con el servicio a los demás.

Como María, ser “auxiliadoras” entre las y los jóvenes

5 de agosto: 150 años de las Hijas de María Auxiliadora. Cinco jóvenes argentinas comparten su experiencia en el camino a la vida religiosa.

Senderos nuevos para sueños nuevos

5 de agosto: 150 años de las Hijas de María Auxiliadora. María Mazzarello y el comienzo de una misión para las jóvenes más pobres del mundo.

Aristophanes en Argentina

Del 8 al 17 de julio. Carnaval y música uruguaya con corazón salesiano.