La Madre Yvonne Reungoat es la 9na sucesora de María Mazzarello

Compartir

Hoy por la mañana la Madre Yvonne Reungoat fue elegida nuevamente como la Superiora General de las Hijas de María Auxiliadora (HMA), servicio que desempeñará por los próximos seis años. La elección tuvo lugar en el marco del Capítulo General que las HMA están desarrollando en Roma, desde el 22 de octubre pasado, luego de haber compartido un tiempo de fraternidad y preparación para el mismo.

En la elección participaron las Hermanas Capitulares provenientes de todas partes del mundo y además estuvo presente el Rector Mayor de los Salesianos, Ángel Fernández Artime, quien presidió la celebración Eucarística con la que arrancó la jornada.

La Hermana Ciriaca Hernández, la Capitular con más años de Profesión religiosa, fue quien debió preguntarle si estaba dispuesta a ser la sucesora de Madre Mazzarello, a encarnar su maternidad y a «compartir un tiempo de profecía en el Instituto al servicio de la Iglesia». Frente a esta pregunta la Madre Yvonne respondió el tan esperado «acepto»; además quiso agradecer la confianza y expresó que se entrega completamente a María y a su invitación de «hacer lo que Él les diga».

Enseguida todos los presentes acompañaron las palabras con un caluroso aplauso y luego se acercaron cada una de las Capitulares para abrazar a la novena sucesora de María Mazzarello, expresarle su alegría y su disponibilidad para colaborar con el servicio que acababa de asumir. Además se acercaron a saludar a la Madre, el Rector Mayor de los Salesianos, algunos de sus consejeros, representantes de la Familia Salesiana y miembros de la comunidad educativa de Roma.

Luego de ello la Madre y todas las capitulares fueron a la capilla y allí la Vicaria General, sor Emilia Musatti, le obsequió en nombre de todas las presentes una biblia, a fin de que «pueda seguir siendo para todas una guía para comprender la Palabra y llevarla a la práctica». Luego volvió a agradecerle por «por el sí a esta nueva llamada, que asumió con total disponibilidad y fe» y enseguida agregó que «te entregamos toda nuestra confianza, cariño y oración, para que cada una de nuestras comunidades sea con los jóvenes una casa hospitalaria».
Finalmente la Madre Yvonne agradeció todas las muestras de confianza y dijo que «es una responsabilidad», de la que todas son corresponsables porque «no se es Madre si no hay hijas y si no hay familia».

 

Fuente: hmaaba.org

Foto: Agustín Scorolli

Noticias Relacionadas

El tesoro de la Navidad

¿Dónde está lo importante? La fragilidad del niño en el pesebre contrasta con el vértigo que caracteriza a estas semanas.

Las otras miradas

Pueblos originarios. Los recientes hechos de conflicto en el sur de nuestro país requieren ser abordados con la complejidad que merece un problema que lleva siglos sin resolverse.

La fuerza del amor

Aguinaldo 2022. ¿Querés conoces más a Don Bosco? Entonces tenés que conocer a San Francisco de Sales.

Con dulzura salesiana

Entrevista a Carlos Martinic. Exalumno, animador y educador salesiano, ganador de Bake Off Argentina.