Iguazú en Concierto: los jóvenes del mundo hacen música

Compartir

Las Cataratas del Iguazú ser convirtieron por estos días en el imponente escenario que reúne a chicos y jóvenes de diferentes partes del mundo en una nueva edición de Iguazú en Concierto, el famoso festival internacional de música que cuenta con más de 500 músicos infanto-juveniles. Serán seis días de música, con las mejores orquestas, coros y solistas de jóvenes, provenientes del mundo entero. Además de Argentina, algunos de los países representados son: Estados Unidos, Francia, Rusia, Corea, Brasil, Sudáfrica, Zimbabue, México, Indonesia, Perú, Colombia, Polonia, entre otros.

Iguazú en Concierto es un festival que permite viajar por las distintas culturas a través de la música. Las marimbas africanas; las canciones y danzas de oriente; los instrumentos exóticos del sudeste asiáticos; el talento increíble de los solistas rusos. Una experiencia que supera cualquier fantasía. Y que está sucediendo desde el fin de semana pasado, hasta el próximo 30 de amyo en Puerto Iguazú, Misiones.

El festival, cuya entrada es libre y gratuita, permite disfrutar de diferentes conciertos todos los días. Los mismos se realizan en distintas locaciones destacadas de Puerto Iguazú, donde niños y jóvenes deleitan al público con la música tradicional de sus países. Desde repertorios clásicos y universales; hasta jazz, samba brasileña, góspel, hits contemporáneo. Un festival que atrapa por igual al público de todos los gustos y edades.

Para terminar la semana, se espera que el próximo sábado, los 500 niños y jóvenes se reúnan en una gigantesca orquesta que desplegará, a partir de las 17 hs, un gran concierto final . La locación es insuperable: dentro del Parque Nacional Iguazú, con las Cataratas y toda la naturaleza de fondo. Una postal difícil de olvidar.

El repertorio de este gran concierto recorrerá los grandes clásicos de la música universal, con algunos temas que prometen ser muy emocionantes como «What a Wonderful World».

Iguazú en Concierto también es un aprendizaje valiosísimo para los niños y jóvenes que son invitados cada año. La preparación previa a la participación supone largas horas de ensayos con eximios profesores y músicos; ya que no es fácil conformar una mega orquesta con niños que no se conocen y que, en la mayoría de los casos, ni siquiera hablan el mismo idioma.

«Hemos aprendido a aceptar las diferencias, compartirlas y potenciar los recursos que cada niño trae de su país de origen. Y, finalmente, se convierte en una experiencia que enriquece a todos: a los niños que son los destinatarios primarios, y también al público en general», cuenta Andrea Merenzon, Directora Artística de Iguazú en Concierto.

Además, desde hace tres años, UNICEF apoya este gran Festival por su alto valor cultural, educativo y artístico.

 

Fuente: www.lanacion.com.ar

Noticias Relacionadas

Ikigai: el camino de la vocación

¿Cómo elegir en un mundo tan cambiante? IKIGAI: el cuento que invita a reflexionar en nuestra vocación.

Cuando ir a la escuela es un golazo

Gabriel Calderón, exalumno de Rawson, Chubut. El jugador de la Copa Mundial de Fútbol 1982 y 1990, compartió su experiencia en el patio de Don Bosco que lo acompañó toda su vida.

Convertir los sueños en alas

La vulnerabilidad juvenil post-pandemia. ¿Cómo reconstruimos la realidad de los jóvenes en Latinoamérica?

Una sana costumbre

Donar es amor En el secundario de la obra salesiana de Congreso, la Jornada de Salud apunta a crecer en el cuidado de las personas, aprender fuera del aula y abrir la escuela a la comunidad.